Artículos

El objetivo final de los profesores no tiene que ser enseñar, sino que los estudiantes aprendan

Por , 18 de Octubre , 2014 a las 4 pm

Entrevista a Paulina Jiménez – Directora Ejecutiva del Compañía de María de Nuestra Señora (Parte II)

En una primera parte de esta entrevista Paulina nos comentaba cuáles eran las características de una buena escuela y quiénes eran los actores claves para lograr un buen desempeño. En esta segunda parte nos comenta sobre las expectativas de aprendizaje en la escuela y sobre cómo a su juicio evaluar continuamente el aprendizaje.

Expectativas de aprendizaje en la escuela

Para Paulina, las expectativas en los estudiantes son un elemento clave y cree que ciertas prácticas por parte de los profesores en la estructura de las clases, entre otras cosas, pueden favorecer esto:

Esto es extremadamente importante y tiene que ver con el espíritu del colegio: el creer que todo el mundo es capaz. El hecho de que algunos niños vengan de un sector vulnerable, que sus padres estén separados, el determinismo social o económico no pueden impedir el logro de los aprendizajes.
Hay que pensar que todo el mundo puede y merece aprender si se le da la oportunidad, y eso lo tienen que tener internalizado de capitán a paje: toda persona en el colegio. Se debe estimular la motivación por aprender como un objetivo esencial del quehacer institucional. Sabemos que no siempre se cuenta con la familia, por lo tanto, hay trabajar para mejorar las expectativas del niño en sí mismo y en el colegio como institución que le brindará mejores y mayores oportunidades de desarrollo para tener la libertad de elegir qué estudiar y donde estudiar al egresar.
Para lograr que los niños digan “yo puedo, soy capaz” tienes que intencionar la estructura de la clase. Todo lo que pasa en la escuela tiene que ser predecible para el niño. La clase tiene que tener ritmo y estructura, para ello cada docente debe considerar:

  • · Explicitar los objetivos de aprendizaje de la clase, explicar el sentido de las actividades y lo que se espera del alumno.
  • · Enlazar una clase con otra. Lo relevante de la clase anterior se recuerda. El profesor debiese supervisar, controlar y retroalimentar permanentemente a los alumnos. Esto apoyado por la mantención de datos cuantitativos que le permiten conocer cuánto se aprende cada clase y quienes no están aprendiendo.
  • · El profesor debe estimular a los alumnos a sacar conclusiones, refuerza lo importante, explicita lo aprendido, utiliza la meta cognición como herramienta de aprendizaje los insta a encontrar el razonamiento utilizado para dar una respuesta ya sea correcta o incorrecta. El profesor no se anticipa a dar la respuesta.

La perseverancia y el esfuerzo se transforman en un lema para la institución. El error se considera una oportunidad de aprendizaje y el profesor estimula la participación de modo que los alumnos pregunten cuantas veces sea necesario.
Cuando tú intencionas que la clase sea estructurada, permites que los profesores sean predecibles para los alumnos y facilitas que el alumno se ordene por dentro. El objetivo final de los profesores no tiene que ser enseñar, sino que los estudiantes aprendan. Por lo que el profesor tiene que tener la capacidad de chequear el aprendizaje, y saber exactamente clase a clase si sus alumnos aprendieron o no.

Paulina, ¿Cómo lograrías que los docentes evalúen continuamente el aprendizaje?

Haciendo un check list del aprendizaje clase a clase y no después de un mes cuando en una prueba te das cuenta de que la mitad sacó nota roja.
Para lograr esto se usa una lista del curso con cuadritos que se llenan con códigos: no responde, responde bien, responde mal, respuesta incompleta, de manera que vas llenando la planilla a medida que el profesor pregunta a todos los alumnos, debido a que no son los alumnos los que levantan la mano para contestar se evita que siempre contesten los mismos. Esto permite saber clase a clase quienes están aprendiendo y quiénes no y permite modificar la planificación de acuerdo a los resultados. Estos resultados así como los de pruebas formales se deben gestionar y luego focalizar la acción en función de superar lo deficitario.

También es recomendable cambiar la mentalidad referida a la nota, para ello se debe trabajar con porcentajes de logros. No es suficiente con mirar que haya pocas notas rojas. Si a lo largo de la historia escolar un alumno va teniendo solo notas regulares, quiere decir que nunca alcanza el 100 % de logro en materias o habilidades particulares. Entonces, a lo largo del camino escolar deja de aprender un sinfín de cosas que tienen un efecto acumulativo, los pequeños vacios se van acumulando y se transforman en grandes vacios que le pasan la cuenta y cada vez aprende menos por lo que cada vez tiene notas más bajas.

La escuela es responsable de que los alumnos aprendan el cien por ciento en la sala de clases…gestionar para que esa premisa se cumpla es responsabilidad del equipo directivo en conjunto con los docentes…

Deja tus comentarios

Postea un comentarios como visita

Comentarios

  1. Invitado - Hebergement web / 15 de Julio , 2016

    No obstante y como dato a destacar, los objetivos deben tomarse siempre de forma instrumental. Como instrumentos de trabajo poseen determinada eficacia, pero nunca deben ser considerados como un fin en sн mismos.

  2. Invitado - Hosting Italia / 26 de Julio , 2016

    Una necesidad, en los procesos de enseсanza-aprendizaje, es la carencia que el alumno tiene, y que es «necesario» subsanar. Es decir, el motivo por el que se da todo el proceso. Muchas veces suele coincidir a grandes rasgos con el objetivo general. En teorнa de la motivaciуn suele considerarse como el «bien» a alcanzar.

Categorías